lunes, abril 17, 2006

El miedo en las organizaciones

Ya sé, ya sé, muchos estaban esperando la reflexión en torno a la extensión de línea de mi programa favorito, pero me he tardado más de la cuenta. Fue el regreso de vacaciones - o minivacaciones - no obstante dejo aqui la reflexión para complementar nuestro curso de Martha Stwart, the apprentice show.

El miedo... ¿qué es le miedo?, el miedo es aquel sentimiento que tenemos los seres humanos que lejos de reflejarse como una debilidad éste nos permite sobrevivir. El miedo en circunstancias normales nos da guia sobre todo aquello que deberemos hacer para salvaguardar nuestra integridad, tanto física como mental.

Un niño aprende con base en su experiencia, y gracias a un cúmulo de éstas se va forjando un cierto miedo a muchas cosas que le hacen o harán daño, como por ejemplo: los contactos, pues ha aprendido que si mete los dedos ahi, tendrá un fuerte shock eléctrico. El adulto con base en su experiencia sabe que cuando va al zoológico al descubierto no puede sacar la cabeza fuera del auto, pues corre el peligro de que un león lo pueda morder.

El miedo en circunstancias anormales se vuelve peligroso y se convierte en un arma de doble filo, pues éste en lugar de protegernos, puede ponernos en peligro. El miedo en los negocios es uno de los aspectos más interesantes y en suma estresantes que viven todos los días las organizaciones; y éste es el resultado de tres factores: una falta de control, desconocimiento de los procesos y un factor de poder.

El más clásico de los miedos es al jefe. El jefe es la figura de autoridad al cual hay que temer - según algunos - para que se cumpla y se haga lo que se tenga que hacer. El miedo más recurrente es quedarte sin empleo. En situaciones como la nuestra, es de pánico ¿imagínate quedarte seis meses o un año sin trabajo? es la muerte.

Y el otro miedo clásico es al Cliente. Para todos aquellos negocios o empresas que tienen que lidear codo a codo con un gerente de producción, un gerente de IT, o un gerente de mercadotecnia, o vayámonos a negocios más tradicionales: todos aquellos que implican un servicio a Clientes, la consecuencia más grande que puede derivar es que la empresa en la cual trabajas - o incluso la empresa de tu propiedad - se quede sin su principal Cliente. En ocasiones cuando las empresas son multinacionales, están involucrados contratos millonarios y por consecuencia, la pérdida de éstos, puede ocasionar que tu te quedaras sin empleo.

Otro miedo, de los menores, pero sumamente impactantes en la organización, es el miedo a los propios compañeros de trabajo, a las áreas de producción, los outsoursing, los de mayor rango, los de menor rango, a los financieros, a los de recursos humanos, o a cualquier otro puesto que dentro de sus funciones pueda ostentar un pequeño o gran coto de poder, o que simplemente tu tengas que depender de ellos.

La solución para estos miedos no existe a cabalidad, el miedo es tan complejo como lo son las relaciones humanas. Para que se dé la figura del miedo debe de haber dos partes, una que la propicie y la parte receptora, una ciscunstancia y un factor de poder o dependencia. Una de las tareas de la gerencia moderna es eliminar todo indicio de miedo, miedo al jefe, miedo al cliente, miedo entre los empleados, porque el miedo a la vez que protege y aisla del peligro, también apasigua, alenta y elimina todo pensamiento libre, propositivo y creativo.

Si una empresa vive rodeada de miedo, no tendrá mucho futuro.

La vida es en sí un experimento...
Mauricio Martínez R.
mau_76@hotmail.com

2 comentarios:

mario porras dijo...

estas publicando una parte del tema, faltan concluciones, soluciones, ejemplos de la vida real. parece un trabajo incompleto. la parte que pusiste esta muy bien da muy buena idea del tema a tratar
este solo es un comentario de retroalimentacion yo no soy nadie para critikar tu trabajo te puse el comentario para si te sevia de algo.

Mauricio dijo...

Gracias Mario por tu comentario, hace 5 años que lo escribí, ya no recordaba lo que en éste decía. Realmente no es un trabajo académico, lo escribí en menos de 10 minutos y listo. Saludos!